Mirarte

0
518

Te miro y veo ternura, me haces recordar lo que es la dulzura, lo que es la belleza. Te miro y me quedo paralizado en el espejo de tu mirada. Te miro y gozo al mirarte.

Sé que no dejo de mirarte, que incluso me excedo en mirarte. Pero tú sabes que te amo, que todo es admiración, y que a la vez te miro para darte gracias. Te miro con incredulidad porque a veces pienso que no te merezco, pero sabes que lucho cada día para conseguirlo.

Te amo, y al mirarte el amor aumenta, te quiero, y no puedo dejar de mirarte. Si algún día me prohibes mirarte firmarás mi tristeza, porque mirarte es mi sueño e incluso mirarte es mi religión.

Mirarte, ¿cómo no mirarte?, si poder mirarte es un sueño cumplido, si mirarte es agradecerte, si mirarte es seguir soñando. Te miro y con esto sabrás que cuando te miro te digo que te amo con la mirada, te digo gracias por corresponderme y me despido hasta la nueva mirada… que no tardará más de un segundo.

Te miro y jamás dejaré de mirarte mientras viva.

Compartir
Artículo anterior¿Deseas un Orgasmo? Delicioso Coctel
Artículo siguiente¡Tengo una boda!: ¿Qué me pongo?
Diplomada en Educación social; técnico en laboratorio de imágen; tengo mucha experiencia en diseño gráfico, montajes, restauración, carteleria... etc. Además soy peluquera.. cosas de la vida! Por otro lado me encanta dibujar, la fotografía, la música, leer por la noche, Moto GP, la danza y claro está escribir (Tengo algunos cuentos y relatos cortos)... entre muchas otras cosas!

Dejar respuesta