Una poesía muy romántica

0
359

Para recitársela a tu pareja a la luz de la luna el día de San Valentín, o para incluirla en una declaración de amor, o simplemente para tener un detalle con tu pareja ese día tan especial como es San Valentín.  Usa este poema escrito con tu letra en una carta y estoy segura de que dejarás a tu pareja un buen sabor de boca.

No te quiero sino porque te quiero
y de quererte a no quererte llego
y de esperarte cuando no te espero
pasa mi corazón del frío al fuego.
Te quiero sólo porque a ti te quiero,
te odio sin fin, y odiándote te ruego,
y la medida de mi amor viajero
es no verte y amarte como un ciego.

Tal vez consumirá la luz de enero,
su rayo cruel, mi corazón entero,
robándome la llave del sosiego.

En esta historia sólo yo me muero
y moriré de amor porque te quiero,
porque te quiero, amor, a sangre y fuego.

Dejar respuesta