Esculturas de hielo

En la boda, una escultura de hielo puede añadir el toque decorativo que te hacía falta para crear un ambiente único.

16

Una escultura podría generar sorpresa entre los invitados, y es un buen elemento para iniciar un tema de conversación, sobre todo si la escultura lleva algunas luces.

Una escultura de hielo, es un excelente punto de contacto para tu recepción, ideales para las parejas que decidan no tener un pastel de boda tradicional. Podrían considerar incluso, una escultura de hielo mini, que vaya una en el centro de cada mesa.

Las esculturas de hielo se pueden hacer con hielo transparente o de color, para que coincida con el tema de la boda y puedan ser especialmente iluminadas para generar impacto y entretención.

Aunque parezcan ser muy caras, las esculturas de hielo, no son tan caras como imaginas. Es cierto que su apariencia es muy sofisticada y cara, pero también lo es el hecho de que duran más de lo que piensas, también. En promedio, la duración de una escultura de hielo es de unas ocho horas si se colocan en el interior, y de menos tiempo si las pones en el exterior. Todas las esculturas llevan un sistema de goteo y drenaje para que no se armen charcos en el suelo.

Entre las formas que puedes elegir para mandar a hacer tu escultura, están las palomas besándose, Cupido, la figura de unos novios o de cualquier otro objeto significativo.

A las esculturas se les puede añadir objetos decorativos, como flores, globos, un arco y flecha de cupidos, joyas antiguas y otros objetos que puedan tener algún significado especial.

Vía: (Reallyboring) flickr

Ir arriba