Cómo elegir la invitación de boda perfecta

Si estás en proceso de organizar una boda, te habrás dado cuenta de que hay multitud de detalles que hay que tener en cuenta para que todo salga bien. Algunos pueden ser más importantes que otros, pero al final todos tienen su importancia. Una de las cosas que más quebraderos de cabeza suelen dar a las parejas, es la elección de las invitaciones de boda. Hoy en días es posible encontrarse un amplio abanico de opciones y colecciones entre las que elegir la nuestra. Por ejemplo, podemos visitar esta colección de Cotton Bird donde ver diferentes opciones. Ahora bien, ¿cómo elegir la invitación de boda perfecta?

Elegir el estilo de la invitación

Lo primero de todo, es determinar el estilo que buscamos para nuestras invitaciones de boda. Podemos elegir entre invitaciones clásicas, modernas, elegantes o minimalistas, entre otros. Tomaros vuestro tiempo en decidir la temática y una vez que lo tengáis claro, centraros exclusivamente en ese tipo de invitaciones. De esta forma conseguiréis reducir mucho las opciones entre las que elegir.

Elegir el formato

Otra cosa que debemos elegir es el tamaño del papel. Suele estar relacionado con la cantidad de información que queremos que aparezca en nuestras invitaciones. Si no queremos que aparezca mucho texto, siempre será mejor elegir invitaciones pequeñas para que no se vea muchos espacios vacíos. Si por el contrario queremos indicar más información, por ejemplo datos sobre el lugar de la boda, podemos apostar por una pequeña carpeta con toda esa información.

También será necesario elegir si la invitación tendrá formato cuadrado, rectangular, horizontal o vertical.

¿Qué tipo de papel utilizar?

Si hay un detalle del que no podemos olvidarnos, este es sin duda el papel ya que será el encargado de hacer especial la invitación. Por ejemplo, en el caso de utilizar una acuarela en la invitación, un papel de mayor gramaje nos ayudará a que se aprecie mejor el detalle.

Otra opción que suele funcionar muy bien, es el uso de papel de color, aunque si no queréis complicaros mucho la vida, las tonalidades neutras siempre son un acierto.

Sobre para la invitación

Aunque sea lo último de lo que hablemos, no significa que sea menos importante. Los sobres se han convertido en detalles capaces de dar mayor originalidad a las invitaciones. Hay multitud de opciones entre las que elegir: cuadrados, transparentes, con brillo o con estampados, por poner algunos ejemplos.

Sí que es importante que se escoja el mismo color de tinta y tipografía que las utilizadas para las invitaciones. De esta forma se conseguirá un estilo más armonioso y refinado.

Como último, destacar que la primera impresión es la que cuenta y que en muchos casos, ver más invitaciones, lo único que puede hacer es complicar nuestra elección.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here